16.12.06

Hay una mujer (II)


Hay una mujer que me ama y me deja

cabalga tempestades
y se ríe del llanto que le provoca la vida

Hay una mujer que me duele en el alma cada noche
y sus ojos se incendian
cuando mis manos la tocan

Hay una mujer que me ama y siempre escapa
cada vez que mi amor la coloca al borde de la maravilla
inventa trampas espantada

Esa mujer me enseñó a amar, a reír, a besar

Tiene un aura tan grande que hasta los profetas se cohíben al mirarla

Hay una mujer, que me da vida y me mata

No es cualquier mujer, ella es la primavera

Hay una mujer...

que siempre está llegando...

6 comentarios:

Cesar de Farsalia dijo...

Hay una mujer que pese a estar
siempre esta partiendo,
hay una mujer que ademas de beber de mi caliz
rompe mis labios de hielo contra su alma
hay un hombre que me sobrevive y me sobremuere
hay una soledad que se entreteje y se clava entre mis uñas.

Hay, pero tambien deja de haber para de vez en cuando ver

palabras con ningun sentido dijo...

César, gracias por tus palabras y por tu visita.
Un fuerte abrazo

Joss dijo...

Te hablo y callas,
hablas y me anulas,
buscas de mi la razón,
la decisión;
cuando eres tu la indecisa!

DTB

PD: Amigo, saludos de poeta y guerrero
y para ellas serán nuestras voces al infinito.

palabras con ningun sentido dijo...

Joss, gracias por tu poesía, un placer tenerte por aquí, y es cierto, por ellas serán...
Un fuerta abrazo

María Inés dijo...

Hay un hombre...

palabras con ningun sentido dijo...

Marinés, gracias por tu lectura detenida, un cariño muy grande